Keyvan Akbary Follow

Keyvan Akbary

Lead Dev at TransferWise
Spaniard in London
Built Funddy

I wrote a book too

Learn more

De que va esto del Software Craftsmanship

Me he tomado la libertad de traducir muy alegremente y con algunos cambios el artículo de Uncle Bob sobre este tema.


¿Y que es esto del movimiento software craftsmanship? ¿Que lo motiva? ¿Cual es el objetivo? Una cosa, solo una.

Estamos hasta los cojones de escribir mierda

Eso es todo. Sin medias tintas. Buenas noches. Cambio y corto.

Estamos cansados de escribir mal código. Estamos cansados de avergonzarnos de nosotros mismos ante nuestra empresa por escribir código de mierda. Hemos cubierto el cupo de llamadas a media noche a nuestros clientes para reiniciar los sistemas. No queremos listas de bugs infinitas. No queremos contribuir a enmarañar y ofuscar el código aún más. Estamos cansados de hacer un trabajo mediocre. Queremos empezar a hacerlo bien.

Eso… es… todo… Nada más.

Que es lo que no estamos haciendo:

  • No situamos al código en el centro de todo
  • No le damos la espalda al negocio o al cliente
  • No nos miramos el ombligo
  • No ofrecemos certificaciones baratas
  • No nos olvidamos de que nuestro trabajo es deleitar a nuestros clientes

Que es lo que no vamos a hacer más:

  • No vamos a hacer líos con la planificación
  • No vamos a aceptar la estúpida mentira de “lo arreglaré luego”
  • No creemos en “rápido” como sinónimo de “sucio”
  • No aceptamos la opción de hacerlo mal
  • No permitimos que nadie nos fuerce a comportarnos de forma no profesional

Que es lo que vamos a hacer a partir de ahora:

  • Vamos a cumplir con la planificación sabiendo que la única forma de ir rápido es haciendolo bien
  • Vamos a deleitar a nuestros clientes escribiendo el mejor código que podamos
  • Vamos a honrar a nuestras empresas con los mejores diseños que podamos
  • Vamos a honrar a nuestro equipo testeando todo lo que se pueda testear
  • Vamos a ser humildes, escribiremos los test primero
  • Vamos a practicar para ser mejores

Recordemos lo que nuestros queridos abuelos nos decían:

Todo lo que vale la pena, vale la pena hacerlo bien

Vísteme despacio, que tengo prisa

Mide dos veces, corta solo una

Practica, practica, practica

Algunos nos miran escépticos ante nuestras katas, code retreats o sesiones prácticas. Habrá quien piense que esto va únicamente en nuestro propio beneficio y en detrimento del cliente. Es posible que crean que hemos abandonado el mundo real con el único fin de entretenernos. Los hay que llegan a estas conclusiones continuamente.

Conclusiones tan erróneas como que el día es infinito. Estamos haciendo esto precisamente porque nos preocupamos por el cliente. Estamos dedicando tiempo y esfuerzo a hacer el mejor trabajo posible para que las empresas donde trabajamos puedan sacarnos el máximo provecho.

¿Piensas que los músicos solo tocan instrumentos cuando están sobre el escenario? ¿Piensas que los futbolistas juegan al futbol únicamente cuando juegan un partido de liga? ¿Acaso piensas que los abogados echan el cierre cuando acaba el juicio? Obviamente no. Todas estas personas son profesionales, los profesionales practican. Los profesionales se las saben todas. Conocen la historia, las teorías y anécdotas. Conocen las técnicas y métodos. Conocen las buenas y malas opciones, precisamente saben como evitar las malas. Y todo ello lo saben porque practican, practican y practican.

Así que, cuando veas a alguien que lleve una pulsera verde en la que se lea “Clean Code” o “Test First” o “Test Obsessed”, no es porque formen parte de una secta, hayan firmado un manifiesto o simplemente se crean superiores a los demás. No son estandartes en una guerra santa. No están intentando unirse a una tribu con la que hacer un corro alrededor de una fogata. La pulsera es una elección personal. Es una promesa hecha a uno mismo: “Voy a hacer un buen trabajo. No tengo prisa. Escribiré tests. Iré rápido a base de hacerlo bien. No escribiré mierda. Voy a practicar, practicar y practicar porque eso es lo que hace un profesional”

¿Ves algo raro? ¡Editame!

Copyright © 2015